Información relacionada


Participe activamente de su atención médica: cuando se somete a una cirugía

¿Tiene programada una fecha para una operación? Es normal que se sienta preocupado o que incluso tenga un poco de miedo. Recuerde que su cirujano y los demás proveedores de atención médica harán todo lo que esté a su alcance para darle la mejor atención posible. Hay muchas cosas que puede hacer para ayudar a su equipo de atención médica a mantener su seguridad. Participar activamente quiere decir expresar su opinión, hacer preguntas y entender cuál es su papel.

Hombre y mujer que hablan con una proveedora de atención médica en una sala de exámenes.

Usted tiene derecho a hablar y hacer preguntas

¿Entiende usted el problema de salud que tiene? ¿Consultó si hay otras opciones además de la cirugía? ¿Sabe lo que le van a hacer durante la cirugía? ¿Cuáles son las complicaciones más comunes? ¿Le resulta claro lo que debe hacer para prepararse? ¿Sabe cómo tiene que cuidarse después de la operación? No tenga miedo de hacer preguntas. Usted tiene derecho a saber lo que le va a ocurrir. Esto podrá darle tranquilidad. También ayudarle a obtener la mejor atención médica posible. Por lo tanto, no tema nunca hacer preguntas o expresar su opinión.

Tener a una persona que defienda sus intereses puede ayudar con esto. Esta persona podría ser un familiar o un amigo que lo acompañe a las visitas de atención médica. Esta persona escucha lo que los proveedores de atención médica le dicen, hace preguntas y se asegura de que las cosas procedan sin problemas. Pida a alguien en quién confíe que actúe en su defensa. Si necesita esta ayuda y no tiene ningún familiar o amigo que pueda desempeñar este papel, informe a los proveedores de atención médica.

Preparativos para la cirugía

Estos consejos lo ayudarán a prepararse para la cirugía:

  • Anote todas las preguntas que tenga sobre el procedimiento. Luego, hágale esas preguntas al proveedor de atención médica. Por ejemplo:

    • Confirme cómo se llama la cirugía y para qué es.

    • Haga una lista de todos los medicamentos, suplementos y hierbas medicinales que esté tomando. Averigüe si debe dejar de tomar alguno de esos medicamentos antes del procedimiento. Asegúrese de incluir todo lo que le hayan recetado, así como los medicamentos, hierbas naturales y suplementos que compra sin receta.

    • Pregunte si necesitará ciertos materiales o equipos especiales en su casa para facilitar su recuperación. Podrían ser elementos como muletas o una andadera. Pregunte dónde puede comprar estos elementos. Pregunte si su seguro cubre el costo.

    • Siga las indicaciones que le den sobre dejar de comer o beber antes de la cirugía.

    • Siga las instrucciones específicas sobre el cuidado de la piel. Es posible que se le enseñe a ducharse con un jabón especial o a no afeitarse ni utilizar lociones o desodorantes en la zona quirúrgica.

    • Si tiene más preguntas cuando llegue a casa, llame al consultorio de su cirujano para obtener las respuestas.

  • Traiga con usted a la persona encargada de ayudarle. Esta persona deberá transportarlo al centro médico y de regreso a casa. Si es posible, debe permanecer en el centro durante su procedimiento. O puede indicar al personal cómo se los puede localizar.

Antes de la cirugía: Siga haciendo preguntas

En el centro médico, asegúrese de revisar lo siguiente:

  • Su formulario de consentimiento informado. Este es un formulario que le darán para firmar. En este se describe el procedimiento que le harán. Detalla los riesgos del procedimiento. Léalo detenidamente antes de firmarlo. Haga preguntas si hay algo que no entiende. Además, revise cuidadosamente los detalles del formulario. Asegúrese de que el formulario contenga su información personal, el tipo de cirugía que le van a hacer y el sitio exacto de su cuerpo en el que le harán la cirugía. Su firma en este formulario confirma que todas sus preguntas acerca de la cirugía le han sido respondidas. Si tiene preguntas, hágalas antes de firmar el formulario.

  • Su pulsera de identificación como paciente. Asegúrese de que la información en esta pulsera sea correcta. A todas las personas que le den medicamentos o tratamiento, pídales que revisen primero la información en esta pulsera.

  • El sitio de la operación. Su cirujano probablemente marcará la zona de su cuerpo donde le harán la cirugía. Esto ayuda a garantizar que se opere la parte correcta del cuerpo. Si le hacen esta marca mientras está despierto, confirme que es en el sitio correcto de su cuerpo. Si no está despierto cuando le hacen la marca, pídale a la persona que lo acompaña que confirme la ubicación.

Haga las preguntas necesarias para asegurarse de que se estén tomando las medidas adecuadas para su seguridad. No dude en asegurarse de lo siguiente:

  • Todos sus proveedores de atención médica saben quién es usted y por qué está ahí. No tenga miedo de presentarse a sí mismo. También puede mencionar el tipo de procedimiento que le van a hacer.

  • La información se ha transmitido. Compruebe que todos sus proveedores de atención médica estén informados de todos los medicamentos que usted está tomando. Esto incluye todos los medicamentos (con o sin receta), así como las hierbas medicinales y los suplementos. Mencione si tiene alergia a algún medicamento o a sustancias como el látex, el yodo o los adhesivos. Y asegúrese de que conozcan su historia clínica y los resultados de las pruebas que le han realizado.

  • Se evitan posibles problemas. Por ejemplo, si le están preparando una pierna para cirugía, pero usted está ahí para una operación en el brazo, es posible que haya una confusión. Si le parece que algo no está bien, no dude en decirlo.

  • Se están siguiendo los métodos correctos para el lavado de manos. En los centros médicos hay muchos microbios. Estos pueden causar una infección. Una de las mejores maneras de prevenir la propagación de microbios es lavarse las manos. Compruebe que los proveedores de atención médica se laven las manos o usen un antiséptico de alcohol en gel para las manos antes de tocarlo o atenderlo. No tenga miedo de pedirle a los proveedores de atención médica que se laven las manos. Si lo ingresan en el hospital, lávese las manos con frecuencia. Asegúrese de que sus familiares y amigos se laven las manos en cuanto entren en su habitación del hospital y antes de tocarlo.

Sepa lo que debe hacer después de la cirugía

Una vez terminada la operación, usted se recuperará en el centro médico o bien le darán el alta para que regrese a casa. Ayude a que su recuperación proceda sin problemas. Asegúrese de saber lo siguiente:

  • Cuándo llamar a su proveedor de atención médica. Debe llamar si tiene señales de infección, como por ejemplo fiebre. Averigüe qué otro tipo de síntomas son también motivo para que llame al proveedor de atención médica.

  • Cómo tomar sus medicamentos. Pregunte acerca de los medicamentos que le hayan recetado. Averigüe el nombre de cada medicamento, para qué sirve y la frecuencia con que debe tomarlo. Sepa qué efectos secundarios puede esperar de cada medicamento. Pregunte también cuándo puede empezar a tomar de nuevo los medicamentos que dejó de tomar antes de la cirugía. Si tiene que tomar varios medicamentos, haga un cronograma para poder llevar un registro.

  • Cómo controlar el dolor. Hable con el proveedor de atención médica si siente dolor. Aprenda qué puede hacer para controlarlo.

  • Cómo cuidar la zona de la operación. Si tiene una venda o apósito, pregunte cómo debe cuidarlo y cuándo puede quitarlo. Pregunte cuándo puede volver a ducharse o a bañarse.

  • Qué tipo de atención de seguimiento necesitará. Pregunte cuándo deberá hacer una visita de control a su cirujano o proveedor de atención médica. Asista a todas las visitas de seguimiento programadas. Pregunte si necesitará fisioterapia u otros cuidados después de la cirugía.

  • Cuándo podrá reanudar sus actividades normales. Pregunte cuándo podrá volver a manejar, trabajar y hacer ejercicio sin peligro.

© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by CalViva