Información relacionada


Después del reemplazo de cadera: de vuelta a la vida activa

Al decidir hacerse un reemplazo total de cadera, usted ha dado el primer paso hacia la recuperación de un estilo de vida activo. Lo más probable es que al principio necesite un andador para caminar. Más adelante quizás pase a usar muletas o un bastón. Le enseñarán a usar su andador o muletas sin peligro. A medida que se recupera en su casa, encontrará que poco a poco va volviendo a su rutina diaria. Siga haciendo sus ejercicios. Y propóngase la meta de caminar aún más lejos. Podrá ver cómo sus esfuerzos han valido la pena a medida que logra realizar más y más actividades físicas.

Mujer caminando por una calle de ciudad con una andadera.

Use sus habilidades en casa

En el hospital, usted practicó cómo salir de la cama, caminar y hacer tareas cotidianas sin poner en peligro su nueva cadera. Una vez que regrese a casa, tendrá que poner en práctica lo que aprendió. Para proteger su nueva cadera, piense siempre antes de moverse.

Elabore de un plan de caminatas

Una buena manera de ejercitarse caminando es incorporar los paseos a su rutina diaria. Una vez que se le haga más fácil ir de un lado a otro, siga un programa de caminatas. Los integrantes de su equipo de atención médica pueden ayudarlo a crear un programa de caminatas seguro para usted.

Haga el esfuerzo por caminar más lejos

Aumente lentamente el tiempo que pasa caminando por su casa. Buscarse su propio vaso de agua, salir a recoger el correo y hacer labores domésticas como quitar el polvo son maneras de ejercitarse caminando. A medida que se recupere, podrá avanzar a actividades más exigentes como subir y bajar escaleras.

Practique el movimiento regular

Para moverse fácilmente, usted debe caminar con fluidez. Obsérvese mientras camina hacia un espejo. O pida a alguien que lo mire al caminar. Asegúrese de caminar apoyando primero el talón y por último los dedos del pie, moviendo los dos pies al mismo ritmo y apoyando igual peso en ambos.

Para volverse más activo

La clave para volverse más activo radica en que usted cumpla con su programa de recuperación. Hable con su cirujano sobre las actividades que desee reanudar. Él le dirá cuándo y cómo puede reiniciar sin peligro ciertas actividades como tener relaciones sexuales, nadar, trabajar en el jardín y manejar vehículos.

© 2000-2022 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by CalViva